Seguidores

miércoles, 13 de mayo de 2009

CARTA DE LA RAZON AL CORAZON




Querido corazón:

Me pides consejos y no sé que decirte, ya no me queda hilo para cocer tus heridas, me das pena verte sufrir así, pero de que me sirve advertirte, que no te entregues como lo haces, ya lo hemos hablado antes; limítate a tus funciones básicas, dar vida, bombear la sangre y mantener la vida. No salga de tus funciones, no ames más, no sufras más. Parece que te gusta sufrir, a veces parece entender y te queda quieto por un tiempo…

Pero y ahora que te paso te vas hasta donde no te invitan, y luego quieres llorar, pues basta ya, donde esta tu dignidad, asumes lo que haces, deja ya de buscar lo que no te han ofrecido, deja ya de ser regalado, deja ya de ofrecer lo que no te han pedido, a pesar de lo que sufres, aveces quisiera, patearte, romperte, matarte, a ver si de una vez entiendes y me haces caso.

Para de llorar y déjate guiar, te llevare por buen camino y no sufrirás mas, para vivir no tienes que amar, ya se que esto no lo entiendes, solo estas feliz cuando das, ¿pero quien recoge tus pedazos cuando te dejan caer? ¿A quien le importa cuanto sufres, por querer dar amor?, para de ser tonto, toma conciencia ya, basta ya.

1 comentario:

amor y libertad dijo...

hay un poema precioso de machado también de diálogo entre la razón y el corazón